DE REGRESO AL POLVO II

Continuación de las características de la ancianidad, según Eclesiastés capítulo 12

7  –  PROBLEMAS DE DISFONÍA

Luego nos dice al final del versículo 4 “pero las canciones dejen de oírse”. Evidentemente las personas mayores ya no pueden cantar en la forma en que lo hacían antes. Incluso los cantantes, aquellos que alguna vez tuvieron voces magníficas, van perdiendo la calidad y la potencia de sus voces.

8  –  EL TEMOR A LAS ALTURAS

Y así, Salomón continuó hablando de la ancianidad. Y entonces él llegó a un punto que consideramos trágico, porque ahora vamos a observar los efectos psicológicos. “Cuando se tema también a las alturas, y se llene de peligros el camino, y florezca el almendro, y la langosta sea una carga, y la alcaparra pierda su efecto; porque el hombre va a su morada eterna, y rondarán por las calles quienes hacen duelo”

Dice aquí la primera frase “cuando se tema también a las alturas”. Es decir, que a los ancianos ya no les gusta viajar como cuando eran jóvenes. Y las cosas pequeñas les preocupan, cosas que en otras épocas no les molestaban, considerándolas insignificantes.

Después dijo el escritor: “Y se llene de peligros el camino”. Las cosas ya no se disfrutan como se disfrutaban en el pasado. Hay personas ancianas a las que les encantaba viajar y recorrer grandes distancias, por todo el mundo. Cuando eran jóvenes no se preocupaban tanto de la forma en que viajaban, ni del estado de los vehículos, ni del medio de transporte utilizado. Les gustaba la aventura de lo imprevisible, las situaciones nuevas, la improvisación y el cambio de planes. Pero cuando pasan los años, las cosas cambian y entonces se preocupan por detalles que antes no les preocupaban y, de todas formas, se sienten inseguras o experimentan temor ante cualquier alteración del plan previsto, o ante cualquier situación que pueda representar un peligro.

9  –  FLORECE EL ALMENDRO

Luego, se nos dice aquí siguiendo con este versículo 5, “y florezca el almendro”. Cuando florece el almendro, muestra flores blancas. Y eso quiere decir que la persona que está cercana a la ancianidad verá que su cabeza se llena de canas, sus cabellos se tornan grises, luego blancos. O si no, quizás se pierdan completamente por efectos de la calvicie.

Ahora, notemos lo que Salomón sigue diciendo aquí, en este mismo versículo 5, “y la langosta sea una carga”. ¿Cómo puede una pequeña langosta llegar a ser una carga? Es que cuando llega la ancianidad, hechos o detalles pequeños que nunca molestaban, se convierten en una carga. Pongamos por ejemplo a los nietos. Si usted es ya un anciano y tiene nietos, por supuesto que usted los ama y le gusta pasar algún tiempo con ellos; pero después de unas horas, usted respira con alivio cuando sus padres se los llevan, ¿no es verdad? Porque las fuerzas fallan, la capacidad de resistencia ya no es la misma, y la paciencia se agota más rápidamente. Entonces hasta las pequeñeces se convierten en una carga.

10  –  LA PÉRDIDA DE APETITO

Luego se nos dice aquí en este mismo versículo 5: “y la alcaparra pierda su efecto”. Lo que sucede es que el organismo del anciano está tan debilitado que las propiedades estimulantes de esa planta llamada alcaparra ya no surten efecto. Además, se produce una pérdida del apetito.

Y finalmente dice este versículo 5, “porque el hombre va a su morada eterna y rondarán por las calles quienes hacen duelo”. Al acercarse la muerte, el ser humano se encuentra próximo a la eternidad. 

11  –  SE ROMPE LA CADENA DE PLATA

“Antes que la cadena de plata se quiebre, se rompa el cuenco de oro, el cántaro se quiebre junto a la fuente y la polea o rueda se rompa sobre el pozo”

En este versículo tenemos una lista de órganos del cuerpo. Hacia el final de la vida, comienzan a dejar de funcionar o funcionan defectuosamente. Esa “cadena de plata” es la médula espinal. Ese “cuenco de oro” es la cabeza, la cavidad o receptáculo para el cerebro. El funcionamiento del cerebro decrece en eficiencia con el aumento de la edad, y en el momento de la muerte deja de funcionar por completo.

“El cántaro que se quiebra junto a la fuente”, se refiere a los pulmones. “La polea o la rueda que se rompe sobre el pozo” es el corazón. Ya no se bombea sangre a través del cuerpo. Toda esta descripción es una imagen del deterioro de la ancianidad que, finalmente, conduce a la muerte. La vida no puede mantenerse sin el funcionamiento de estos órganos.

12  –  EL POLVO VUELVE AL POLVO

Eclesiastés  12:7-8  Entonces el polvo volverá a la tierra como lo que era, Y el espíritu volverá a Dios que lo dio. “Vanidad de vanidades,” dice el Predicador, “todo es vanidad.”

¡Impresionante, sencillamente maravilloso! Este es el camino de regreso al lugar de donde venimos. No siempre resulta fácil aceptar verdades como estas, máxime cuando nos habituamos y arraigamos desmedidamente a las cosas terrenales. Pero a buena hora se nos informa de todo este acontecer a fin de prepararnos de la manera mas oportuna y adecuada para este victorioso final (otro dirá, triste final) que la vida nos depara. Veremos ahora algunos documentos importantes que nos dan un mayor soporte para entender esta “operación retorno desde el punto de vista científico. De la misma manera que probamos al inicio del tema como dependemos químicamente de los factores terrenos, también ahora probaremos el deterioro humano en términos de la ciencia.

Canas en el pelo, pérdida de memoria, arrugas, descalcificación de los huesos… Tarde o temprano (si somos afortunados) todos y cada uno de nosotros envejecemos. La ciencia explica que no existe una auténtica razón evolutiva para envejecer, así que ¿por qué lo hacemos?

El proceso de envejecimiento

Los investigadores no se ponen de acuerdo sobre cuáles son las causas del envejecimiento. Algunos aseguran que nuestros genes están programados para deteriorarse, decaer y morir. Otros investigadores creen que la acumulación de daños es la auténtica razón de que envejezcamos. Para añadir más confusión a la cuestión, hay quien asegura que el proceso de envejecimiento se debe a varios factores combinados.

Daño celular

En 1882, el biólogo August Weismann propuso por primera vez los fundamentos de la teoría del daño celular. Según Weismann, el organismo sucumbe debido a daños por desgaste.

Como ocurre con los componentes de un coche viejo, las partes que componen el organismo eventualmente fallan debido a su uso constante y repetido, destruyéndose y matando el organismo en el proceso. Un nutrido grupo de investigadores actuales trabaja sobre esta idea explorando aspectos fisiológicos concretos para tratar de revelar dónde y cómo ocurre exactamente este daño por desgaste.

Daño en el ADN mitocondrial

Esta teoría se centra en el daño que sufre el ADN a lo largo de la vida. El daño en el ADN celular se produce de manera continua en las células. Aunque la mayor parte de este daño es reparable, una parte se va acumulando. Las mutaciones genéticas se van acumulando con la edad, haciendo que las células se deterioren y comiencen a funcionar mal. En particular, el daño al ADN mitocondrial es el que más produce este mal funcionamiento. Los efectos de la edad son el resultado del daño genético que sufren las células del organismo.

El ADN Mitocondrial, ADNmt, o ADNm muta más rápido que el ADN en el núcleo celular, así que el ADNmt crea más radicales libres, que se cree que son los causantes del envejecimiento. Las mitocondrias (que son los generadores de energía de las células) trabajan más duro cuanto más combustible (nutrientes) tengan a su disposición. Por contra, cuanto menos come el organismo, menos radicales libres se generan. A resultas de esto, algunos investigadores opinan que limitar la ingesta de calorías puede retrasar el envejecimiento.

Una dieta severamente restringida en calorías (un 30% por debajo de lo normal, pero siempre por encima de los niveles de desnutrición) podría aumentar la esperanza de vida, disminuir el riesgo de padecer cáncer, y reducir la progresiva pérdida de memoria y movilidad.

Otros científicos se muestran más cautos en lo que respecta a esta idea de restringir la ingesta de calorías. Los animales que ven restringido su consumo de calorías crecen más lentamente, se reproducen peor, y sufren de un empobrecimiento en su sistema inmune. Esto es porque la restricción en la dieta parece inducir al organismo a un estado de supervivencia en el que tanto el crecimiento como el consumo de energía se ven reducidos.

Los detractores de esta idea hacen notar, además, que aunque esta extensión de la esperanza de vida se ha podido constatar en ratones, podría no ser aplicable a grandes mamíferos como el ser humano que podrían no contar con estos mecanismos al estár más capacitados para emigrar en caso de un descenso en la cantidad de alimentos de una zona.

Sea como fuere, al menos hay un estudio que asegura que las personas que mantienen una dieta hipocalórica reducen los niveles de colesterol en sangre, el nivel de insulina, y el riesgo de arterioesclerosis. Estas tres condiciones están relacionadas con el envejecimiento.

Enlaces cruzados en las proteínas

Otra rama de las investigaciones en torno al proceso de envejecimiento se centra en los enlaces cruzados, un proceso por el que las proteínas dañadas u obsoletas que deberían ser destruidas por las enzimas (proteasas), se protegen de esa destrucción uniéndose de manera irregular. Esas uniones las permiten perdurar, pero causan problemas. Con el tiempo:

Una acumulación de enlaces cruzados en proteínas daña las células y los tejidos, ralentizando los procesos del organismo. Este fenómeno ha sido asociado al menos con un signo del envejecimiento, y se ha implicado en otro:

Los enlaces cruzados en la proteína de la piel denominada colágeno, por ejemplo, han probado ser al menos parcialmente responsables de las arrugas y otros cambios en la piel relacionados con la edad. En el ojo, se cree que los enlaces cruzados de colágeno también juegan un papel en la formación de cataratas por efecto de la edad. Los investigadores especulan que los enlaces cruzados en las proteínas de las arterias o los riñones son responsables en cierta medida de la arterioesclerosis.

Escrito en el código genético

Existen numerosas teorías que estudian los mapas de nuestro código genético porque creen que, a nivel celular, estamos programados para la obsolescencia.

Longevidad programada

Muchos investigadores defienden la teoría de que “el envejecimiento es el resultado de una activación o desactivación en secuencia de ciertos genes, y que la senectud (la edad avanzada) es el momento en el que se manifiestan diversos déficits asociados a la edad.”

 Para dar soporte a esa teoría, los investigadores han estudiado el envejecimiento con la ayuda del Caenorhabditis elegans: El clásico nematodo de laboratorio es un pequeño gusano transparente que es muy fácil de modificar a nivel genético. Eso y su corta vida de apenas dos semanas ofrecen una perspectiva muy manejable de los procesos de envejecimiento.

En 1993, un grupo de investigadores descubrió que el C. Elegans dotado de una mutación específica vivía el doble que sus congéneres sin esa mutación. Esto llevó a un replanteamiento de la genética en el sentido de que un solo gen pueda regular tan drásticamente la vida de un organismo.

El gen era el daf-2, una proteína muy similar a nuestro propio receptor para la proteína insulina. Investigaciones posteriores revelaron que, al menos en los nematodos, este gen era de vital importancia.

El Daf-2 es un gen que controla a otros genes. Por ejemplo, en sus estudios del C. Elegans, los investigadores encontraron una larga lista de genes que son activados y desactivados en los gusanos que portan dos copias de la mutación daf-2.

Los tipos de genes que regula el daf-2 incluyen resistencia al estrés, desarrollo y metabolismo. Esto es significativo porque “estos genes codifican proteínas que extienden la vida al actuar como antioxidantes, regulando el metabolismo y ejerciendo una acción antibacteriana.

Teoría Endocrina

Otros investigadores se suman a una teoría que defiende que los genes que regulan el envejecimiento son portadores de “relojes biológicos que actúan a través de las hormonas para controlar el ritmo de envejecimiento mediante la señalización de insulina / IGF-1 (IIS)”. Esta señalización es significativa porque:

El sistema IIS es un proceso muy antiguo que se ha conservado en la evolución, y que coordina el crecimiento, la diferenciación y el metabolismo en respuesta a los cambios en las condiciones ambientales y la disponibilidad de nutrientes.

Según esta teoría, los individuos se adaptan a su entorno a nivel celular para asegurar la mejor supervivencia de la especie. Cuando se dan unas condiciones adversas, las células se adaptan para elevar los niveles de resistencia al estrés, suprimir la inflamación de bajo nivel, y mejorar la biogénesis mitocondrial (aumentar la energía de las células).

En otras palabras, que en condiciones duras, la vida del organismo se extiende, al menos el tiempo suficiente para cumplir el imperativo biológico de reproducirse.

Teoría inmunológica

La tercera propuesta basada en el código genético para explicar el envejecimiento asegura que nuestro sistema inmune está programado para decaer con el tiempo, lo que aumenta nuestra vulnerabilidad a las enfermedades infecciosas, y por tanto al envejecimiento y la muerte.

Los defensores de esta teoría indican que “a medida que envejecemos, los anticuerpos pierden efectividad y el organismo cada vez combate menos enfermedades con la misma fuerza. Eso lleva a un aumento en el estrés celular y, eventualmente, a la muerte.”

Este argumento ha sido rebatido recientemente por un nuevo estudio que relaciona la mortalidad y la fertilidad a lo largo de 46 especies diferentes (incluyendo la nuestra). Según los interesantes resultados de ese estudio:

Aunque la mayor parte de las 46 especies estudiadas pueden ser clasificadas en una línea temporal en términos de deterioro producido por la edad y envejecimiento, hay algunas especies que muestran deterioro negativo, envejecimiento negativo, y mejora de las condiciones con la edad.

A diferencia del ser humano, algunas especies “muestran un comportamiento opuesto, haciéndose más fértiles y resistentes a medida que pasa el tiempo.” De hecho, hay tantas diferencias en el proceso de envejecimiento de diferentes especies que incluso en las que envejecen a nuestro ritmo, como el vencejo real, las hembras son más fértiles cuanto más longevas.

Espectacular esta información científica, nos despeja muchas dudas, particularmente en lo tocante a las razones por las cuales envejecemos y morimos. Cerramos entonces esta reflexión con las palabras infalibles de la Sagrada Escritura:

Hebreos 9:27-28  Y así como está decretado (establecido) que los hombres mueran una sola vez, y después de esto, el juicio, así también Cristo, habiendo sido ofrecido una vez para llevar los pecados de muchos, aparecerá por segunda vez, sin relación con el pecado, para salvación de los que ansiosamente Lo esperan.

Así finalizamos este capítulo donde se explica el proceso del envejecimiento y el camino hacia la muerte.

Pero hay una esperanza: y es que Cristo a vencido la muerte, por tanto,  “Juan 11:25  Jesús le dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque muera, vivirá,”

 

 

 

Anuncios

Acerca de nuevoamanecerglobal.

Pastor con experiencia por 40 años, dedicado a dictar conferencias en temas de familia, vida cristiana, liderazgo y teología en general. El propósito es brindar ayuda y orientación a grupos cristianos de diferentes denominaciones, como también a familias y personas particulares. La fundación Nuevo Amanecer Global se origina pensando en la necesidad de miles de personas que buscan con ansiedad la Palabra Divina, que aman la cultura de la investigación, la formación integral y el servicio integral. Nuestro lema: EDUCANDO PARA LA ETERNIDAD.
Esta entrada fue publicada en Ayuda espiritual, Deberes humanos, Educación Cristiana, reflexiones y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s