TARDES TRISTES VI

6  –  LA TARDE TRISTE DE LA GRAN TRIBULACIÓN

Apocalipsis 6:12-17  Vi cuando el Cordero abrió el sexto sello, y hubo un gran terremoto, y el sol se puso negro como cilicio hecho de cerda, y toda la luna se volvió como sangre, y las estrellas del cielo cayeron a la tierra, como la higuera deja caer sus higos verdes al ser sacudida por un fuerte viento. Y el cielo desapareció como un pergamino que se enrolla, y todo monte e isla fueron removidos de su lugar. Y los reyes de la tierra, y los grandes, los comandantes, los ricos, los poderosos, y todo siervo y todo libre, se escondieron en las cuevas y entre las peñas de los montes; y decían* a los montes y a las peñas: Caed sobre nosotros y escondednos de la presencia del que está sentado en el trono y de la ira del Cordero, porque ha llegado el gran día de la ira de ellos, ¿y quién podrá sostenerse?

El atardecer del día de la gracia, es con seguridad uno de los mas largo y dramáticos de los que tengamos noticia. Será una etapa de tiempo con sufrimientos indecibles para el genero humano, siendo los principales protagonistas los miembros de la nación hebrea. Así que prestemos la debida atención a toda esta serie de acontecimientos que marcarán a esta generación de los últimos tiempos. Veremos inicialmente las evidencias acerca del día de la gracia, para entender con mayor facilidad el atardecer que vendrá al final de los días de la predicación del evangelio.

Salmo 118:22-26  La piedra que desecharon los edificadores ha venido a ser la piedra principal del ángulo. Obra del SEÑOR es esto; admirable a nuestros ojos. Este es el día que el SEÑOR ha hecho; regocijémonos y alegrémonos en él. Te rogamos, oh SEÑOR: sálvanos ahora; te rogamos, oh SEÑOR: prospéranos ahora. Bendito el que viene en el nombre del SEÑOR; desde la casa del SEÑOR os bendecimos.

Proféticamente ya se anunciaba un día especial hecho por el Señor en el cual derramaría sobreabundancia de gracia. Si bien es cierto, todos los días y noches son producto de su creación, es necesario notar que el tema de la salvación ha de ocupar un espacio sin igual en el programa del Señor. El es el gran dispensador de gracia y bendición, así que por tal motivo será un tiempo que marcará la grand diferencia, EL DÍA DE LA SALVACIÓN.

II Corintios 6:1-2  Y como colaboradores con El , también os exhortamos a no recibir la gracia de Dios en vano; pues El dice: EN EL TIEMPO PROPICIO TE ESCUCHE, Y EN EL DÍA DE SALVACIÓN TE SOCORRÍ. He aquí, ahora es EL TIEMPO PROPICIO; he aquí, ahora es EL DÍA DE SALVACIÓN. Juan 9:4-5  “Nosotros debemos hacer las obras del que Me envió mientras es de día; la noche viene cuando nadie puede trabajar. “Mientras estoy en el mundo, Yo soy la Luz del mundo.”

1 Tes. 5:4-8  Pero ustedes, hermanos, no están en tinieblas, para que el día los sorprenda como ladrón; porque todos ustedes son hijos de la luz e hijos del día. No somos de la noche ni de las tinieblas. Por tanto, no durmamos como los demás, sino estemos alerta y seamos sobrios (tengamos dominio propio). Porque los que duermen, de noche duermen, y los que se emborrachan, de noche se emborrachan. Pero puesto que nosotros somos del día, seamos sobrios (tengamos dominio propio), habiéndonos puesto la coraza de la fe y del amor, y por casco la esperanza de la salvación.

Todo lo expuesto en estos hermosos textos de la palabra, demuestras con toda generosidad la gran verdad del día de la gracia y salvación gratuita que ofrece el Señor a todos aquellos que de manera voluntaria la quieran recibir. Es bueno que entendamos, que de la misma manera que todo día corriente es seguido por el atardecer y el anochecer, de igual manera ocurre con el día en que el Señor dispensa su gracia. Por mas de dos mil años ha estado alumbrando el Sol de Justicia, encaminando a millones por la senda de la salvación. Ahora este tiempo está tocando a su fin, no porque la gracia de Dios se termine, sino porque al igual que en los atardeceres anteriores, todo tiene su plenitud y cumplimiento.

De la misma manera como fue cerrada la puerta del arca en los días de Noé, dando así por terminada la gran promoción de salvación gratuita, lo cual consistía en obedecer a la palabra que Noé predicaba, entrando así al interior de tan majestuosa nave. Hoy el arca de salvación es el Señor Jesucristo, quien obedezca a la palabra y entre a esta nueva vida, sencillamente será salvo.

Juan 10:7-10  Entonces Jesús les dijo de nuevo: “En verdad les digo: Yo soy la puerta de las ovejas. “Todos los que vinieron antes de Mí son ladrones y salteadores, pero las ovejas no les hicieron caso.  “Yo soy la puerta; si alguno entra por Mí, será salvo; y entrará y saldrá y hallará pasto. “El ladrón sólo viene para robar, matar y destruir. Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia.

Como bien sabemos el Señor es el buen pastor, su palabra ha de cumplirse tal como él mismo la ha enseñado. Hay miles de ovejas que aún deben entrar en el redil, esto debe ocurrir antes que llegue la noche, pues de ser así, el peligro de muerte de tales ovejas, sería eminente. Entonces estamos precisamente en el tiempo en la oveja perdida en las montañas y en el desierto, ha de ser traída sobre los hombros del bondadoso pastor, a fin de que al llegar la noche tormentosa, se encuentre segura y plenamente protegida por el Príncipe de los pastores.

Lucas 15:3-7  Entonces Jesús les dijo esta parábola: “¿Qué hombre de ustedes, si tiene cien ovejas y una de ellas se pierde, no deja las noventa y nueve en el campo y va tras la que está perdida hasta que la halla? “Al encontrarla, la pone sobre sus hombros, gozoso. “Cuando llega a su casa, reúne a los amigos y a los vecinos, diciéndoles: ‘Alégrense conmigo, porque he hallado mi oveja que se había perdido.’  “Les digo que de la misma manera, habrá más gozo en el cielo por un pecador que se arrepiente que por noventa y nueve justos que no necesitan arrepentimiento.

Estamos viviendo entonces un tiempo, no solamente maravilloso, sino definitivo con respecto al número de los salvados que ha de completarse antes de la tarde triste de la gran tribulación. No hay tiempo que perder, es hora de hacer la obra de Dios con mayor esfuerzo y dedicación, pues miles esperan con gran ansiedad este encuentro con el Salvador del mundo. Podemos decir sin temor a equivocarnos, que el momento histórico que estamos viviendo, es crucial y definitivo. Quienes tenemos el privilegio de ser anunciadores del evangelio, debemos cuadruplicar nuestro esfuerzo y trabajo para cumplir con mayor eficiencia la expansión del reino de Dios. Y quienes tienen el privilegio de escuchar la palabra y comenzar una nueva vida en Cristo Jesús, aprovechar este gran momento de la dispensación de la gracia y tomar cuanto antes este maravilloso regalo de la salvación.

Proverbios 24:10-12  Si eres débil en día de angustia, Tu fuerza es limitada. Libra a los que son llevados a la muerte, Y retén a los que van con pasos vacilantes a la matanza. Si dices: “Mira, no sabíamos esto.” ¿No lo tiene en cuenta el que sondea los corazones? ¿No lo sabe el que guarda tu alma? ¿No dará a cada hombre según su obra?

En este aspecto, el apóstol Pablo fue muy explícito, hablando de la urgente necesidad de anunciar la palabra divina.   1 Corintios 9:14-19  Así también ordenó el Señor que los que proclaman el evangelio, vivan del evangelio. Pero yo de nada de esto me he aprovechado. Y no escribo esto para que así se haga conmigo. Porque mejor me fuera morir, que permitir que alguien me prive de esta gloria. Porque si predico el evangelio (anuncio las buenas nuevas), no tengo nada de qué gloriarme, pues estoy bajo el deber de hacerlo. Pues ¡ay de mí si no predico el evangelio! Porque si hago esto voluntariamente, tengo recompensa; pero si lo hago en contra de mi voluntad, un encargo (una mayordomía) se me ha confiado. ¿Cuál es, entonces, mi recompensa? Que al predicar el evangelio (anunciar las buenas nuevas), pueda ofrecerlo gratuitamente sin hacer pleno uso de mi derecho como predicador del evangelio. Porque aunque soy libre de todos, de todos me he hecho esclavo para ganar al mayor número posible.

Maravillosa esta postura del  apóstol, está convencido que anunciar el evangelio es lo mejor que puede hacer, no importando si lo hace de buena o mala voluntad. De todas maneras la misión le ha sido encomendada. Que bonito ejemplo recibimos de este gran varón de Dios. Tremenda lección para tantos predicadores que tenemos en nuestros días, preocupados solamente por la fama, el dinero, los rangos, títulos de grandeza y gozar de toda la popularidad posible. Ya no les importan las ovejas del redil, no están interesados en curar y vendar sus heridas. Solo están interesados en la lana (su dinero) de las ovejas, si sin personas adineradas, ocupan el primer orden de prioridades para celebraciones o participarle de las mayores actividades de la congregación. “Interés, Interés”. Muy bien nos vienen en tales condiciones, las sabias y fuertes palabras del profeta Ezequiel.

Ezequiel 34:1-35  Entonces vino a mí la palabra del SEÑOR: “Hijo de hombre, profetiza contra los pastores de Israel; profetiza y di a los pastores: ‘Así dice el Señor DIOS: “¡Ay de los pastores de Israel que se apacientan a sí mismos! ¿No deben los pastores apacentar el rebaño? “Comen la grasa, se han vestido con la lana, degüellan la oveja engordada, pero no apacientan el rebaño. “Ustedes no han fortalecido a las débiles, no han curado a la enferma, no han vendado a la herida, no han hecho volver a la descarriada, no han buscado a la perdida; sino que las han dominado con dureza y con severidad. “Las ovejas se han dispersado por falta de pastor, y se han convertido en alimento para toda fiera del campo. ¡Se han dispersado!

Lo dicho por el profeta Ezequiel en el pasaje anterior, es una de mas clara radiografía de la condición en que andan muchos de los mal llamados apóstoles, profetas, evangelistas, pastores y maestros de nuestros días. Son los hechos los que mejor nos hablan acerca de lo que realmente hay en sus corazones. Es muy triste saber que esta palabra tan dura expresada por el profeta, tenga su cumplimiento en personas que se precian ser ministros de la palabra del Señor. No dudamos que todo esto obedece al cumplimiento de la apostasía que se está cumpliendo en los últimos días. Afortunadamente no todos los ministros actúan de la misma manera, pues hay miles de hombres y mujeres fieles que están compartiendo la palabra del Señor de una manera sana y con transparencia. Que el Señor bendiga a tales personas y prospere en gran medida sus bellos ministerios.

2 Tesalonicenses 2:1-4  Pero con respecto a la venida de nuestro Señor Jesucristo y a nuestra reunión con El, les rogamos, hermanos, que no sean sacudidos fácilmente en su modo de pensar, ni se alarmen, ni por espíritu, ni por palabra, ni por carta como si fuera de nosotros, en el sentido de que el día del Señor ha llegado. Que nadie los engañe en ninguna manera, porque no vendrá sin que primero venga la apostasía y sea revelado el hombre de pecado, el hijo de perdición. Este se opone y se exalta sobre todo lo que se llama dios o es objeto de culto, de manera que se sienta en el templo de Dios, presentándose como si fuera Dios.

Debemos estar muy agradecidos con el Señor, pues a muy buena hora nos alerta acerca de todas cosas que han de suceder, así entonces estaremos con mejor preparación para no caer en errores semejantes, ni correr riesgos de volver atrás, pues estamos puestos para heredar las abundantes bendiciones del Señor. Hebreos 10:35-39  Por tanto, no desechen su confianza, la cual tiene gran recompensa. Porque ustedes tienen necesidad de paciencia (perseverancia), para que cuando hayan hecho la voluntad de Dios, obtengan la promesa. PORQUE DENTRO DE MUY POCO TIEMPO, EL QUE HA DE VENIR VENDRÁ Y NO TARDARA. MAS MI JUSTO VIVIRÁ POR LA FE; Y SI RETROCEDE, MI ALMA NO SE COMPLACERÁ EN EL. Pero nosotros no somos de los que retroceden para perdición, sino de los que tienen fe para la preservación del alma.

Esperamos que esta palabra edifique su vida, no olvide seguir nuestro blog, para que reciba en su correo todos los artículos y comparta este contenido para bendecir a otros.

Un abrazo.

 

 

Anuncios
Publicado en Ayuda espiritual, evangelismo, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

CUANDO LA TIERRA GIME. Los efectos del hombre sobre la creación.

Romanos 8:19-23 Porque el anhelo ardiente de la creación es el aguardar la manifestación de los hijos de Dios. Porque la creación fue sujetada a vanidad, no por su propia voluntad, sino por causa del que la sujetó en esperanza; porque también la creación misma será libertada de la esclavitud de corrupción, a la libertad gloriosa de los hijos de Dios. Porque sabemos que toda la creación gime a una, y a una está con dolores de parto hasta ahora; y no sólo ella, sino que también nosotros mismos, que tenemos las primicias del Espíritu, nosotros también gemimos dentro de nosotros mismos, esperando la adopción, la redención de nuestro cuerpo.

Originalmente la tierra fue creada sana y libre de contaminación, pero es el hombre, que  por hacer uso inadecuado de ella, está hoy cosechando sus frutos malsanos y siendo víctima de su propio invento. La Biblia es muy clara cuando enseña que lo que el hombres siembra, eso también segará. Así que estos resultados son apenas el comienzo de cosas peores que nos pueden sobrevenir, pues si la siembra ha sido abundante, también lo será la cosecha.

paisajes-155.jpg

¿POR QUÉ LA TIERRA GIME?

Esta es una rigurosa pregunta a la cual hoy trataremos de dar una respuesta adecuada y lo mas cercana posible a la realidad. Se denomina contaminación ambiental a la presencia en el ambiente de cualquier agente (físico, químico o biológico) o bien de una combinación de varios agentes en lugares, formas y concentraciones tales que sean o puedan ser nocivos para la salud, la seguridad o para el bienestar de la población, o bien, que puedan ser perjudiciales para la vida vegetal o animal, o impidan el uso normal de las propiedades y lugares de recreación y goce de los mismos. La contaminación ambiental es también la incorporación a los cuerpos receptores de sustancias sólidas, liquidas o gaseosas, o mezclas de ellas, siempre que alteren desfavorablemente las condiciones naturales del mismo, o que puedan afectar la salud, la higiene o el bienestar del público.

A medida que aumenta el poder del hombre sobre la naturaleza y aparecen nuevas necesidades como consecuencia de la vida en sociedad, el medio ambiente que lo rodea se deteriora cada vez más. El comportamiento social del hombre, que lo condujo a comunicarse por medio del lenguaje, que posteriormente formó la cultura humana, le permitió diferenciarse de los demás seres vivos. Pero mientras ellos se adaptan al medio ambiente para sobrevivir, el hombre adapta y modifica ese mismo medio según sus necesidades.

Por el uso equivocado de fertilizantes, Por los monocultivos. Por la manipulación genética, por la erosión provocada. Estas y otras torturas mas, son las que martirizan cada día esta bella y perfecta creación, la cual originalmente no fue así, ya que nuestro Creador la hizo hermosa, perfecta, agradable, fértil y productiva. Pero los ríos se han convertido en desierto, y los manantiales de aguas en sequedales, la tierra fructífera se hizo estéril, por la maldad de los que habitamos el planeta.

contaminacion-aire-600x404

Cuando la tierra gime y llora por los males que el hombre le ha causado, todavía nos quedan los recursos naturales que debemos cultivar y multiplicar para que los desiertos tengan estanques de aguas, y en la tierra seca broten manantiales. Los campos serán de nuevo sembrados, se plantarán de viñas y olivares, y rendirán abundante fruto.

Es cierto que nuestra tierra tiene una profunda herida, pero para esa llaga profunda y dolorosa, llega la AGROECOLOGIA, lo cual es el conocimiento de los elementos y procesos clave que regulan el funcionamiento de los agro ecosistemas y establece las bases científicas para una gestión eficaz en armonía con el ambiente. Es el estudio de la relación entre los organismos y su medio ambiente físico y biológico.

¿CÓMO FUE LA CREACIÓN ORIGINAL?

Génesis 1:11-12 Después dijo Dios: “¡Que produzca la tierra hierba verde, hierba que dé semilla, y árboles frutales sobre la tierra que den fruto según su género, y cuya semilla esté en ellos!» Y así fue. Y así la tierra produjo hierba verde, hierba que da semilla según su naturaleza, y árboles que dan fruto según su género, y cuya semilla está en ellos. Y vio Dios que era bueno”.

El Señor nuestro Dios no solo es el Creador, sino también el sustentador de todas las cosas. Por eso el rey David hacía estas afirmaciones:

Salmo 65:9-10 Tú, con la lluvia, cuidas de la tierra, y en gran manera la fecundas y enriqueces. Llenas de agua tus corrientes caudalosas y preparas el grano, cuando así lo dispones. Haces que los surcos se empapen y que se nivelen los terrones; con tus lluvias los reblandeces, y bendices sus renuevos.

La benevolencia del Señor se muestra en ser propicio a los que le invocan, en aceptar los sacrificios que le ofrecen, en perdonar los pecados del que arrepentido se acerca a El y en atraer a sus predilectos al templo para colmarlos de beneficios. Como Señor y regulador supremo de todos los fenómenos de la naturaleza y de los acontecimientos de la historia, se le debe especial acatamiento y veneración. Todas las riquezas de los campos son fruto de su bendición; las cosechas, los abundantes pastos, la multiplicación de los ganados, pregonan su munificencia, al par que su especial providencia sobre su pueblo necesitado. Por su contenido ideológico, podemos dividir esta composición poética en tres partes:

a) Acción de gracias por la remisión de los pecados de los que se acercan al templo a reconocer su soberanía;

b) Alabanza para Dios como Soberano de la naturaleza y de la historia;

c) Acción de gracias por la fertilidad de los campos.

CULTIVOS FÉRTILES

Cuando la tierra gime, se requieren medidas rápidas y efectivas que permitan la consolación y el alivio, o por lo menos que se minimicen estos dolores de parto que sufre nuestra tierra. Con base en todo lo citado anteriormente nos conviene hacer un alto en el camino, a fin remontarnos un poco en la historia de nuestros antepasados y observar como ellos pudieron sobrevivir sin fungicidas, fertilizantes o agregados químicos que han sido y seguirán siendo la riqueza de las Multinacionales y Transnacionales, pero a la vez la pobreza de nuestro suelo y de millones de habitantes de la tierra que por dicha causa sigue gimiendo y llorando.

Nuestro mundo tiene en la actualidad un promedio de 7.400 millones de habitantes, de los cuales 840 padecen física hambre, 1.200 sufren de desnutrición crónica, y 1.000 millones deben cargar con el problema del sobre peso. La historia Sagrada nos habla de un hombre llamado Isaac, el cual en una época de hambre y escasez, debió mudarse a tierra desconocida, vivir allí como extranjero, pero a pesar de todo, labró aquella tierra con  toda diligencia, y cosechó aquel año ciento por uno; y le bendijo el Señor. Y este varón se enriqueció, y fue prosperado, y se engrandeció hasta hacerse muy poderoso. Y tuvo hato de ovejas, y hato de vacas, y mucha labranza; y los filisteos (los nativos de la región), le tuvieron envidia (Génesis 26:12-14).

El carácter de Isaac se muestra más amante de la quietud que Abraham, pues no salió del mediodía de Canaán. No es raro aún hoy día que los nómadas cultiven o hagan cultivar una parte de las tierras de sus términos para proveerse de cereales. Es lo que hizo Isaac, y como prueba de que la bendición de Dios le acompañaba siempre, el autor sagrado nos cuenta la gran cosecha (ciento por uno) que recogió, añadiendo luego la suma de sus riquezas en ganados. Vemos cómo las promesas hechas a Abraham se van cumpliendo, y así, su hijo empieza a ser dueño de parte de la tierra de Canaán. Poco a poco los patriarcas nómadas se van sedentarizando a medida que adquieren campos y pozos propios, y su género de vida se convierte en seminómada, participando en sus costumbres del ambiente de los poblados y de las tribus de la estepa. Esto es importante para comprender muchas costumbres de los patriarcas, las cuales unas veces coinciden con el ambiente sedentario, y otras con el ambiente del beduino.

Todo esto nos demuestra que una mano diligente dirigida y sostenida por la bendición de Dios, pude lograr cosas muy grandes y positivas en medio de la adversidad. Pero seguramente el caso más notable  se nos relata en ocasión de la gran hambruna de siete años en la época del imperio Egipcio.

Génesis 41:17-23 Entonces el faraón le dijo: «En mi sueño, yo me veía de pie, a la orilla del río. Del río salieron siete vacas muy gordas y hermosas, que se alimentaban de los pastos. Detrás de ellas salieron otras siete vacas, muy flacas y feas. ¡Estaban tan flacas, que no he visto otras tan feas en toda la tierra de Egipto! Y las vacas flacas y feas se comían a las primeras siete vacas gordas, y éstas entraban en su panza, y nadie podía saber que las tuvieran adentro, porque se veían igual de flacas, como al principio. Entonces desperté. En mis sueños también vi que siete espigas, llenas de trigo y hermosas, crecían de un mismo tallo. Tras ellas crecían otras siete espigas, delgadas y marchitadas por el viento solano.

vacasflacas

 

 Después de citar esta maravillosa historia contenida en  libro del Génesis de la Sagrada Biblia, nos queda una profunda reflexión y muy serios interrogantes. ¿Será que también hoy se aproximan tiempos de gran hambruna para la humanidad? ¿No será por esto que la tierra gime y junto con ella gemimos los que la habitamos? ¿Qué enseñanza nos traen personajes como Faraón y José? No hay duda que a lo largo de la historia se han levando imperios poderosos que sin misericordia ni piedad han subyugado a la humanidad. Entre ellos podemos citar el imperio Egipcio, el Asirio, el Babilonio, el Medo Persa, el imperio Griego y el Romano.

Acaso no tenemos hoy los imperios amenazantes de la Política, la Religión y el Dinero, que con el fin de implantarse en el mundo, subyugan y pisotean los principios más nobles de la humanidad, solo con el fin de lograr sus propios intereses egocéntricos y criminales? Ejemplos de ello tenemos con las guerras de los cruzados, la inquisición, la primera y  segunda guerra mundial, la guerra de corea, la del Vietnam, y muchas otras que ahora ni el tiempo ni el espacio nos permite citar.

Pero si tenemos que llegar obviamente a conclusiones sumamente serias a este respecto. Las multinacionales y transnacionales, dedicadas a la producción de elementos químicos dañinos y agresivos para nuestros cultivos, se han convertido en el Faraón imperial que al igual que los nazis contra los Judíos o los romanos contra los cristianos, amenazan de manera imperativa contra los principios de la Agro ecología y la permacultura. ¿Cuál es entonces nuestra luz de esperanza en la actualidad para aliviar por lo menos en parte el gemido y el dolor de la tierra?

Que se levante un nuevo José, cuyo significado es Yasaf,  ¨añadir o multiplicar¨. Que nos levantemos hombres y mujeres que rescatemos los valores, que aprendamos a añadir a la tierra sus nutrientes originales y multipliquemos cosechas sanas y abundantes para nuestros hijos y las generaciones que nos han de suceder.

Que llenemos graneros a lo largo y ancho del mundo con productos orgánicos, completamente libres de contaminación, pudiendo así ofrecer una verdadera alternativa de mejoramiento humano, traducida en salud y prosperidad. Para ninguno es un  secreto, que la nación Hebrea se ha constituido en modelo para la humanidad.

Citemos solo algunos hechos de gran contundencia: Rescatados  milagrosamente del imperio de Faraón. Cruzaron por tierra seca en medio del mar rojo. Alimentados cuarenta años en un reseco desierto mediante maná con sabor a miel y agua que salía de la roca. Sus vestidos nunca se envejecieron. Sus pies no se hincharon. No hubo ningún enfermo entre ellos. Con leyes específicas en cuanto a la higiene y la alimentación. Con recomendaciones sanitarias que incluían hasta como desechar los excrementos o y cuidarse de las contaminaciones. No hay  duda que tenían la dieta adecuada y los nutrientes precisos para mantenerse fuertes.

Había normas en cuanto al manejo de los cultivos y de la tierra misma, la cual debía ser cultivada solo por espacio de seis años, dejándola reposar el séptimo, a fin de que se pudiera retroalimentar orgánicamente, y de esa manera tener los minerales adecuados para la próxima ronda de cultivos. Cuando la tierra gime, nos aprestamos entonces para una próxima y maravillosa restauración. Pero para ello no nos vamos a confiar solo en las promesas y los inventos de la ciencia, y mucho menos con campañas que tienden a esterilizar y contaminar mucho más nuestro suelo.

Vamos a buscar bases sólidas en las promesas divinas primeramente, pero también en la AGROECOLOGIA y diversidad de cultivos sanos que nos lleven directo a una nueva soberanía alimenticia para en bien la familia, la sociedad y la patria.

ORACIÓN DE GRATITUD Y DEDICACIÓN

Gracias Señor por tu linda creación, por las fuentes, por los ríos, los mares, las montañas. Gracias por tantas vidas reunidas junto con tantas voluntades de servicio con el propósito exclusivo de salvar nuestro suelo y engrandecer la nación. Bendice a todos sin distinción y perdónanos por hacer gemir nuestra tierra, pues ya es  hora que se manifiesten los HIJOS DE DIOS, Amén.

 

 

 

 

 

Publicado en Deberes humanos, Educación Cristiana, Liderazgo, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | 1 Comentario

LA ORACIÓN SECRETA

Mas tú, cuando oras, éntrate en tu cámara, y cerrada tu puerta, ora á tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en secreto, te recompensará en público. Mateo 6:6

Hay muchos tipos de oración y no vamos a pensar que una es más importante que otra, en todas se pretende hablar e interactuar con Dios.

La oración congregacional: es linda pero es muy vulnerable, muy débil porque disponemos de poco tiempo, hay interrupciones, pues unos van a orar y otros a charlar con el vecino. Mientras uno ora, al lado hay dos o tres comentando y compartiendo alguna noticia o algun asunto.

Existe la oración familiar o altar familiar: papi y mami hacen una reflexión, se canta un coro y se da gracias a Dios por el día, los alimentos se ora por los integrantes de la familia. Es una linda costumbre y siempre debe mantenerse, si es que nos da permiso la televisión, el teléfono móvil, las redes sociales. Todas ellas generan interrupciones.

La oración pública: la que se realiza en un sector público en las ciudades durante una campaña evangelística. Se hace para orar por los vecinos, los habitantes del lugar.

Pero vamos a ver la que podemos denominar la reina de las oraciones:

La oración secreta: El Señor siempre sugirió, rogó y enseñó sobre la oración. Para Él era un tema prioritario. Los discípulos le dijeron que les enseñara a orar. El tema de la oración era algo latente es las enseñanzas de Jesús. Cuando habla de la oración secreta lo hace de forma enfática. Da las condiciones: entra en tu aposento, cierra la puerta.  Eso significa que es algo privado, que nadie debe interrumpir, ahora estamos cargados de oraciones mezcladas  con el teléfono, música estruendosa o el televisor encendido.

La oración requiere privacidad, un lugar aparte. Y ora a tu padre que está en secreto; y tu padre que ve en secreto te recompensara en público.

¿Por qué es importante la oración secreta?

Porque puede ser mas reverente, no esta sujeta a interrupciones. Es un espacio que amerita respeto. Es el tiempo solo para orar y no atender otros asuntos. Al ser privada y mas reverente, entonces, es más efectiva. Para una oración solida se requiere tres niveles:  Gratitud por todas las bendiciones recibidas, tanto materiales como espirituales.  Alabanza, exaltación, reconocimiento a la grandeza de Dios. Adoración, ¿Cómo logramos entrar en adoración? Se necesita privacidad, mucha reverencia y tiempo, no se entra en un nivel de adoración en tres o diez minutos. Orar es romper barreras, como los pensamientos tontos que llegan a la mente, para salirse de ello se necesita tiempo, diez o quince minutos. Gratitud otro tiempo igual, alabanza también y en adoración todo el tiempo que sea.

Esto, si queremos resultados. Cuando entramos en adoración hay una conexión directa con el Espíritu Santo, que se traduce en sanidad, fortaleza, edificación, consolación, descanso para el cuerpo. Debe ser algo cotidiano. Hacer el esfuerzo para que sea constante.

La hora y el lugar

San Marcos 1:35 “Y levantándose muy de mañana, aun muy de noche, salió y se fué á un lugar desierto, y allí oraba”. Habla de Jesús, ¿será que tenia muchas necesidades y peticiones? en ninguna manera, Él lo hacia por pasión y amor por la humanidad. Dice que estaba oscuro, en un lugar desierto, es decir, muy temprano y en un lugar aislado, sin interrupciones.

¿Cuál es tu rincón de oración?

Pensemos si nos quedaremos algunos días sin ducharnos por cierta circunstancia, la piel comienza a oler mal. Igual sucede si pasamos varios días sin orar, nuestra mente se contamina. La oración es la ducha para el alma, nos limpia, purifica y refresca.

Cree que sea posible conectarse con Dios después de haber llenado la mente con novelas y películas, donde solo se presentan escenas de violencia, pornografía, música que no edifica. La mente esta hecha una jungla de pensamientos confusos, negativos y contrarios. Primero ore en secreto y si le queda tiempo ve la novela, a lo mejor se anima a leer unos capítulos de la Biblia o un buen libro y deja de lado la televisión.

San Lucas 6:12 “Y aconteció en aquellos días, que fué al monte á orar, y pasó la noche orando á Dios”. ¿Quien paso la noche en oración? también fue Jesús. El tenia una gran responsabilidad, escoger los apóstoles .

¿Ha pasado un tiempo de oración en un monte, un lugar apartado en la naturaleza? Es una experiencia gloriosa.

¿Ha pasado una noche de oración? Parece algo muy difícil. Pero si miramos las prácticas que teníamos antes de ser creyentes, parecía muy fácil amanecer en fiestas, satisfaciendo la carne. ¿Por qué nos cuesta tanto alimentar nuestro espíritu? Sino puede pasar toda la noche en oración, al menos una de las vigilias, es decir, tres horas y una vez por semana, esto permitiría que tengamos encuentros maravillosos con Dios, saborear su gloria, usted estará cargado de fortaleza espiritual y ello le permitirá ser un gran predicador, consejero, un gran servidor.

La falta de oración hace que estemos desorientados, ambivalentes en la vida cristiana. Faltos de objetivos, desesperados, sin tranquilidad. Porque andamos en desorden por dentro.

Salmos 56:8. Mis huídas has tú contado: pon mis lágrimas en tu redoma: ¿no están ellas en tu libro?. Acá es la expresión del rey David después de tantos problemas aprendió a ser un hombre de oración y un gran adorador. Mis huídas, se refiere a las escapadas en busca de salvar la vida. Cuántas veces buscamos ayuda en cualquiera, en amigos, en brujos o agoreros, huimos para no ver a quien le debemos. Las lágrimas en la presencia de Dios son tenidas en cuenta. Significa que no hemos orado en vano. Esa oración secreta Él  la va a responder.

¿Queremos recompensa a la oración?

¿A cuál oración? Queremos cosecha donde no hemos sembrado.

La oración de Ana es un ejemplo de oración secreta, esta vez en el templo. Hay hogares donde no es posible tener privacidad, entonces el templo es una buena opción. Fue una oración en voz baja. Su petición fue concedida.

La oración mas secreta fue la del profeta Jonás, en la profundidad del mar, en el vientre del gran pez, allí oro a Dios.

A veces es necesario que nos trague el pez. El pez del problema, la dificultad, que nos baje bien profundo y así clamemos a Dios.

Romanos 8:22-26 Porque sabemos que todas las criaturas gimen á una, y á una están de parto hasta ahora.Y no sólo ellas, mas también nosotros mismos, que tenemos las primicias del Espíritu, nosotros también gemimos dentro de nosotros mismos, esperando la adopción, es á saber, la redención de nuestro cuerpo.

Porque en esperanza somos salvos; mas la esperanza que se ve, no es esperanza; porque lo que alguno ve, ¿á qué esperarlo?Empero si lo que no vemos esperamos, por paciencia esperamos.Y asimismo también el Espíritu ayuda nuestra flaqueza: porque qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos; sino que el mismo Espíritu pide por nosotros con gemidos indecibles”.

Puede complementar este tema con el siguiente audio en nuestro canal en youtube:

Publicado en Ayuda espiritual, Educación Cristiana, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

CUATRO PASOS HACIA LA INTIMIDAD

 

La verdadera intimidad no se improvisa. A menudo se confunde con la intimidad puramente sexual o física, que puede ser más rápida. La intimidad que involucra los sentimientos, los afectos y los pensamientos, requiere de diversos factores que permitirán que surja, se desarrolle y se mantenga.

1. CONFIANZA

La confianza se va adquiriendo poco a poco. Es una planta bastante delicada, que hay que regar; pero que cuando crece produce un gran bienestar. La lealtad y el respeto son el fundamento de la confianza.

2. SINCERIDAD

Lo oculto tarde o temprano se acaba descubriendo y puede que dañe. Es posible que algo no resulte agradable pero siempre es preferible la nobleza al engaño, sin olvidar que sinceridad no significa brutalidad. Los sentimientos, uno puede y debe expresarlos sin reservas, pero siempre con respeto y cariño.

3. LIBERTAD

La confianza mutua genera un estado de libertad. Nadie puede ser dueño y señor de nadie. Cada cual debe gozar de suficientes posibilidades para desarrollar su propia individualidad libre de presiones.

4. TIEMPO

No existe la “intimidad instantánea”. La aceptación y la confianza requieren tiempo, a veces mucho tiempo y la máxima sinceridad. Afortunadamente el tiempo es un gran aliado en la formación de los afectos, así como en la revalorización del amor en toda pareja bien predispuesta.

Escritos pastor Gabriel Álvarez. Tomado del libro Requisitos Ministeriales.

Publicado en Deberes humanos, familia, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

CARACTERÍSTICAS DE LA HUMILDAD

Por humildad entendemos aquella disposición profunda del corazón para someterse a la autoridad divina y humana.

No se trata de una mera apariencia en cuanto a la manera de vestir, de caminar o de hablar; es mas bien intención nacida de un corazón puro, que ha experimentado el nuevo nacimiento.

¿qué no es humildad?

Conviene hacer esta aclaración, pues muchos, de manera equivocada, han llegado a confundir la humildad con el desarreglo o mala presentación, con un tono tímido de la voz, con guardar un silencio casi constante, con no participar de alguna actividad para la cual se le ha nombrado o simplemente con el marginamiento y la inactividad.

El más grande dechado de humildad y perfección lo tenemos en el Señor Jesucristo, de lo cual dan testimonio los santo evangelios, pero eso no indica que Jesús haya sido retraigo, indiferente, sustraído, insociable, tímido o inadaptado. Mucho menos es sinónimo de mala presentación, ropas de mala calidad o envejecidas.

Las Sagradas Escrituras  nos hablan muy a menudo de hombres muy distinguidos, famosos y ricos, quienes a su vez son señalados como personas en extremo mansas y humildes, siendo todo esto un claro indicativo que nos demuestra en manera clara que ser “humilde” es algo que va más allá de lo que se puede contemplar o palpar.

Nos corresponde, entonces, al encontrar estas grandes verdades, no dejarnos impresionar ante los gestos, lágrimas, palabras fingidas, disfraces de modestia, figuras desprotegidas o aislamientos  sobresalientes.

Entendamos de una vez por todas, que la transparencia de carácter,  la sinceridad e integridad del corazón, la palabra clara y profunda, el amor sin fronteras de raza, color o cultura, serán la identidad perenne de los hombres que pisan firme donde Cristo ha pisado, siendo a su vez una proyección de la imagen de Dios que debemos asimilar siempre.

Escritos Pastor Gabriel Álvarez.

 

Publicado en Ayuda espiritual, Deberes humanos, Educación Cristiana, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

¿QUÉ ES LA DISTANCIA?

Aquello que nos separa de un lugar determinado del vasto universo, siendo motivo, a veces, de nostalgia, de sufrimiento, de separación, preocupación y desasosiego.

Es el espacio comprendido entre la tierra y el sol, entre el norte y el sur, el oriente y el occidente. Podemos medir la distancia a nivel geográfico, espacial o marítimo. Pero existen otras distancias que van mas allá de la luna o las estrellas. Son las distancias del alma y del espíritu cuando se encuentran separadas de su Creador.

Esta distancia produce indecible dolor y tristeza, priva al hombre de los más grandes goces y satisfacciones, le deprime y le desespera, le hace andar sin rumbo y sin objetivo. Lo hace estar frustrado y sin un horizonte determinado.

Tal vez las mayores distancias y las que producen mayor dolor, son aquellas que se dan a nivel familiar. Distancias entre esposos, entre padres e hijos, entre hermanos y demás parientes cercanos.

Estas son dadas por el egoismo, la incomprensión, el odio, la amargura, los celos, la infidelidad, la dureza y la falta de amor.

Nos preguntamos ahora: ¿Cómo salvar estas distancias?

Existen mil maneras recomendables:

  1. Estableciendo un sistema de dialogo adecuado
  2. Siendo mas comprensivos
  3. Aprendiendo a perdonar
  4. Buscando más la presencia del Señor Jesucristo
  5. Reconociendo nuestras faltas
  6. Enmendando los errores

Así que, distancia no es solo aquella que se observa en el infinito espacio sideral, en el anchuroso mar o en el lejano desierto; sino también, aquella que mide los sentimientos, los afectos y las emociones  de todos los humanos.

Hoy  mismo podemos empezar a acortar distancias, cultivando selectas amistades, oxigenando nuestro espíritu  con buena enseñanza de la Palabra de Dios, mediante la lectura de buenos libros de cultura general, a través de una oración profunda y sincera, conociendo nuevos lugares y personas, investigando sobre nuevos temas, aprendiendo nuevas tecnologías o manejando y aprovechando bien las que ya tenemos.

Autor: Pastor Gabriel Alvarez. En sus momentos de meditación e inspiración.

Edición y transcripción: Ledy Giraldo.

 

Publicado en Ayuda espiritual, Deberes humanos, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

DE REGRESO AL POLVO II

Continuación de las características de la ancianidad, según Eclesiastés capítulo 12

7  –  PROBLEMAS DE DISFONÍA

Luego nos dice al final del versículo 4 “pero las canciones dejen de oírse”. Evidentemente las personas mayores ya no pueden cantar en la forma en que lo hacían antes. Incluso los cantantes, aquellos que alguna vez tuvieron voces magníficas, van perdiendo la calidad y la potencia de sus voces.

8  –  EL TEMOR A LAS ALTURAS

Y así, Salomón continuó hablando de la ancianidad. Y entonces él llegó a un punto que consideramos trágico, porque ahora vamos a observar los efectos psicológicos. “Cuando se tema también a las alturas, y se llene de peligros el camino, y florezca el almendro, y la langosta sea una carga, y la alcaparra pierda su efecto; porque el hombre va a su morada eterna, y rondarán por las calles quienes hacen duelo”

Dice aquí la primera frase “cuando se tema también a las alturas”. Es decir, que a los ancianos ya no les gusta viajar como cuando eran jóvenes. Y las cosas pequeñas les preocupan, cosas que en otras épocas no les molestaban, considerándolas insignificantes.

Después dijo el escritor: “Y se llene de peligros el camino”. Las cosas ya no se disfrutan como se disfrutaban en el pasado. Hay personas ancianas a las que les encantaba viajar y recorrer grandes distancias, por todo el mundo. Cuando eran jóvenes no se preocupaban tanto de la forma en que viajaban, ni del estado de los vehículos, ni del medio de transporte utilizado. Les gustaba la aventura de lo imprevisible, las situaciones nuevas, la improvisación y el cambio de planes. Pero cuando pasan los años, las cosas cambian y entonces se preocupan por detalles que antes no les preocupaban y, de todas formas, se sienten inseguras o experimentan temor ante cualquier alteración del plan previsto, o ante cualquier situación que pueda representar un peligro.

9  –  FLORECE EL ALMENDRO

Luego, se nos dice aquí siguiendo con este versículo 5, “y florezca el almendro”. Cuando florece el almendro, muestra flores blancas. Y eso quiere decir que la persona que está cercana a la ancianidad verá que su cabeza se llena de canas, sus cabellos se tornan grises, luego blancos. O si no, quizás se pierdan completamente por efectos de la calvicie.

Ahora, notemos lo que Salomón sigue diciendo aquí, en este mismo versículo 5, “y la langosta sea una carga”. ¿Cómo puede una pequeña langosta llegar a ser una carga? Es que cuando llega la ancianidad, hechos o detalles pequeños que nunca molestaban, se convierten en una carga. Pongamos por ejemplo a los nietos. Si usted es ya un anciano y tiene nietos, por supuesto que usted los ama y le gusta pasar algún tiempo con ellos; pero después de unas horas, usted respira con alivio cuando sus padres se los llevan, ¿no es verdad? Porque las fuerzas fallan, la capacidad de resistencia ya no es la misma, y la paciencia se agota más rápidamente. Entonces hasta las pequeñeces se convierten en una carga.

10  –  LA PÉRDIDA DE APETITO

Luego se nos dice aquí en este mismo versículo 5: “y la alcaparra pierda su efecto”. Lo que sucede es que el organismo del anciano está tan debilitado que las propiedades estimulantes de esa planta llamada alcaparra ya no surten efecto. Además, se produce una pérdida del apetito.

Y finalmente dice este versículo 5, “porque el hombre va a su morada eterna y rondarán por las calles quienes hacen duelo”. Al acercarse la muerte, el ser humano se encuentra próximo a la eternidad. 

11  –  SE ROMPE LA CADENA DE PLATA

“Antes que la cadena de plata se quiebre, se rompa el cuenco de oro, el cántaro se quiebre junto a la fuente y la polea o rueda se rompa sobre el pozo”

En este versículo tenemos una lista de órganos del cuerpo. Hacia el final de la vida, comienzan a dejar de funcionar o funcionan defectuosamente. Esa “cadena de plata” es la médula espinal. Ese “cuenco de oro” es la cabeza, la cavidad o receptáculo para el cerebro. El funcionamiento del cerebro decrece en eficiencia con el aumento de la edad, y en el momento de la muerte deja de funcionar por completo.

“El cántaro que se quiebra junto a la fuente”, se refiere a los pulmones. “La polea o la rueda que se rompe sobre el pozo” es el corazón. Ya no se bombea sangre a través del cuerpo. Toda esta descripción es una imagen del deterioro de la ancianidad que, finalmente, conduce a la muerte. La vida no puede mantenerse sin el funcionamiento de estos órganos.

12  –  EL POLVO VUELVE AL POLVO

Eclesiastés  12:7-8  Entonces el polvo volverá a la tierra como lo que era, Y el espíritu volverá a Dios que lo dio. “Vanidad de vanidades,” dice el Predicador, “todo es vanidad.”

¡Impresionante, sencillamente maravilloso! Este es el camino de regreso al lugar de donde venimos. No siempre resulta fácil aceptar verdades como estas, máxime cuando nos habituamos y arraigamos desmedidamente a las cosas terrenales. Pero a buena hora se nos informa de todo este acontecer a fin de prepararnos de la manera mas oportuna y adecuada para este victorioso final (otro dirá, triste final) que la vida nos depara. Veremos ahora algunos documentos importantes que nos dan un mayor soporte para entender esta “operación retorno desde el punto de vista científico. De la misma manera que probamos al inicio del tema como dependemos químicamente de los factores terrenos, también ahora probaremos el deterioro humano en términos de la ciencia.

Canas en el pelo, pérdida de memoria, arrugas, descalcificación de los huesos… Tarde o temprano (si somos afortunados) todos y cada uno de nosotros envejecemos. La ciencia explica que no existe una auténtica razón evolutiva para envejecer, así que ¿por qué lo hacemos?

El proceso de envejecimiento

Los investigadores no se ponen de acuerdo sobre cuáles son las causas del envejecimiento. Algunos aseguran que nuestros genes están programados para deteriorarse, decaer y morir. Otros investigadores creen que la acumulación de daños es la auténtica razón de que envejezcamos. Para añadir más confusión a la cuestión, hay quien asegura que el proceso de envejecimiento se debe a varios factores combinados.

Daño celular

En 1882, el biólogo August Weismann propuso por primera vez los fundamentos de la teoría del daño celular. Según Weismann, el organismo sucumbe debido a daños por desgaste.

Como ocurre con los componentes de un coche viejo, las partes que componen el organismo eventualmente fallan debido a su uso constante y repetido, destruyéndose y matando el organismo en el proceso. Un nutrido grupo de investigadores actuales trabaja sobre esta idea explorando aspectos fisiológicos concretos para tratar de revelar dónde y cómo ocurre exactamente este daño por desgaste.

Daño en el ADN mitocondrial

Esta teoría se centra en el daño que sufre el ADN a lo largo de la vida. El daño en el ADN celular se produce de manera continua en las células. Aunque la mayor parte de este daño es reparable, una parte se va acumulando. Las mutaciones genéticas se van acumulando con la edad, haciendo que las células se deterioren y comiencen a funcionar mal. En particular, el daño al ADN mitocondrial es el que más produce este mal funcionamiento. Los efectos de la edad son el resultado del daño genético que sufren las células del organismo.

El ADN Mitocondrial, ADNmt, o ADNm muta más rápido que el ADN en el núcleo celular, así que el ADNmt crea más radicales libres, que se cree que son los causantes del envejecimiento. Las mitocondrias (que son los generadores de energía de las células) trabajan más duro cuanto más combustible (nutrientes) tengan a su disposición. Por contra, cuanto menos come el organismo, menos radicales libres se generan. A resultas de esto, algunos investigadores opinan que limitar la ingesta de calorías puede retrasar el envejecimiento.

Una dieta severamente restringida en calorías (un 30% por debajo de lo normal, pero siempre por encima de los niveles de desnutrición) podría aumentar la esperanza de vida, disminuir el riesgo de padecer cáncer, y reducir la progresiva pérdida de memoria y movilidad.

Otros científicos se muestran más cautos en lo que respecta a esta idea de restringir la ingesta de calorías. Los animales que ven restringido su consumo de calorías crecen más lentamente, se reproducen peor, y sufren de un empobrecimiento en su sistema inmune. Esto es porque la restricción en la dieta parece inducir al organismo a un estado de supervivencia en el que tanto el crecimiento como el consumo de energía se ven reducidos.

Los detractores de esta idea hacen notar, además, que aunque esta extensión de la esperanza de vida se ha podido constatar en ratones, podría no ser aplicable a grandes mamíferos como el ser humano que podrían no contar con estos mecanismos al estár más capacitados para emigrar en caso de un descenso en la cantidad de alimentos de una zona.

Sea como fuere, al menos hay un estudio que asegura que las personas que mantienen una dieta hipocalórica reducen los niveles de colesterol en sangre, el nivel de insulina, y el riesgo de arterioesclerosis. Estas tres condiciones están relacionadas con el envejecimiento.

Enlaces cruzados en las proteínas

Otra rama de las investigaciones en torno al proceso de envejecimiento se centra en los enlaces cruzados, un proceso por el que las proteínas dañadas u obsoletas que deberían ser destruidas por las enzimas (proteasas), se protegen de esa destrucción uniéndose de manera irregular. Esas uniones las permiten perdurar, pero causan problemas. Con el tiempo:

Una acumulación de enlaces cruzados en proteínas daña las células y los tejidos, ralentizando los procesos del organismo. Este fenómeno ha sido asociado al menos con un signo del envejecimiento, y se ha implicado en otro:

Los enlaces cruzados en la proteína de la piel denominada colágeno, por ejemplo, han probado ser al menos parcialmente responsables de las arrugas y otros cambios en la piel relacionados con la edad. En el ojo, se cree que los enlaces cruzados de colágeno también juegan un papel en la formación de cataratas por efecto de la edad. Los investigadores especulan que los enlaces cruzados en las proteínas de las arterias o los riñones son responsables en cierta medida de la arterioesclerosis.

Escrito en el código genético

Existen numerosas teorías que estudian los mapas de nuestro código genético porque creen que, a nivel celular, estamos programados para la obsolescencia.

Longevidad programada

Muchos investigadores defienden la teoría de que “el envejecimiento es el resultado de una activación o desactivación en secuencia de ciertos genes, y que la senectud (la edad avanzada) es el momento en el que se manifiestan diversos déficits asociados a la edad.”

 Para dar soporte a esa teoría, los investigadores han estudiado el envejecimiento con la ayuda del Caenorhabditis elegans: El clásico nematodo de laboratorio es un pequeño gusano transparente que es muy fácil de modificar a nivel genético. Eso y su corta vida de apenas dos semanas ofrecen una perspectiva muy manejable de los procesos de envejecimiento.

En 1993, un grupo de investigadores descubrió que el C. Elegans dotado de una mutación específica vivía el doble que sus congéneres sin esa mutación. Esto llevó a un replanteamiento de la genética en el sentido de que un solo gen pueda regular tan drásticamente la vida de un organismo.

El gen era el daf-2, una proteína muy similar a nuestro propio receptor para la proteína insulina. Investigaciones posteriores revelaron que, al menos en los nematodos, este gen era de vital importancia.

El Daf-2 es un gen que controla a otros genes. Por ejemplo, en sus estudios del C. Elegans, los investigadores encontraron una larga lista de genes que son activados y desactivados en los gusanos que portan dos copias de la mutación daf-2.

Los tipos de genes que regula el daf-2 incluyen resistencia al estrés, desarrollo y metabolismo. Esto es significativo porque “estos genes codifican proteínas que extienden la vida al actuar como antioxidantes, regulando el metabolismo y ejerciendo una acción antibacteriana.

Teoría Endocrina

Otros investigadores se suman a una teoría que defiende que los genes que regulan el envejecimiento son portadores de “relojes biológicos que actúan a través de las hormonas para controlar el ritmo de envejecimiento mediante la señalización de insulina / IGF-1 (IIS)”. Esta señalización es significativa porque:

El sistema IIS es un proceso muy antiguo que se ha conservado en la evolución, y que coordina el crecimiento, la diferenciación y el metabolismo en respuesta a los cambios en las condiciones ambientales y la disponibilidad de nutrientes.

Según esta teoría, los individuos se adaptan a su entorno a nivel celular para asegurar la mejor supervivencia de la especie. Cuando se dan unas condiciones adversas, las células se adaptan para elevar los niveles de resistencia al estrés, suprimir la inflamación de bajo nivel, y mejorar la biogénesis mitocondrial (aumentar la energía de las células).

En otras palabras, que en condiciones duras, la vida del organismo se extiende, al menos el tiempo suficiente para cumplir el imperativo biológico de reproducirse.

Teoría inmunológica

La tercera propuesta basada en el código genético para explicar el envejecimiento asegura que nuestro sistema inmune está programado para decaer con el tiempo, lo que aumenta nuestra vulnerabilidad a las enfermedades infecciosas, y por tanto al envejecimiento y la muerte.

Los defensores de esta teoría indican que “a medida que envejecemos, los anticuerpos pierden efectividad y el organismo cada vez combate menos enfermedades con la misma fuerza. Eso lleva a un aumento en el estrés celular y, eventualmente, a la muerte.”

Este argumento ha sido rebatido recientemente por un nuevo estudio que relaciona la mortalidad y la fertilidad a lo largo de 46 especies diferentes (incluyendo la nuestra). Según los interesantes resultados de ese estudio:

Aunque la mayor parte de las 46 especies estudiadas pueden ser clasificadas en una línea temporal en términos de deterioro producido por la edad y envejecimiento, hay algunas especies que muestran deterioro negativo, envejecimiento negativo, y mejora de las condiciones con la edad.

A diferencia del ser humano, algunas especies “muestran un comportamiento opuesto, haciéndose más fértiles y resistentes a medida que pasa el tiempo.” De hecho, hay tantas diferencias en el proceso de envejecimiento de diferentes especies que incluso en las que envejecen a nuestro ritmo, como el vencejo real, las hembras son más fértiles cuanto más longevas.

Espectacular esta información científica, nos despeja muchas dudas, particularmente en lo tocante a las razones por las cuales envejecemos y morimos. Cerramos entonces esta reflexión con las palabras infalibles de la Sagrada Escritura:

Hebreos 9:27-28  Y así como está decretado (establecido) que los hombres mueran una sola vez, y después de esto, el juicio, así también Cristo, habiendo sido ofrecido una vez para llevar los pecados de muchos, aparecerá por segunda vez, sin relación con el pecado, para salvación de los que ansiosamente Lo esperan.

Así finalizamos este capítulo donde se explica el proceso del envejecimiento y el camino hacia la muerte.

Pero hay una esperanza: y es que Cristo a vencido la muerte, por tanto,  “Juan 11:25  Jesús le dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque muera, vivirá,”

 

 

 

Publicado en Ayuda espiritual, Deberes humanos, Educación Cristiana, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

DE REGRESO AL POLVO I

Eclesiastés 12:1-7  Acuérdate, pues, de tu Creador en los días de tu juventud, Antes que vengan los días malos, Y se acerquen los años en que digas: “No tengo en ellos placer.” Antes que se oscurezcan el sol y la luz, La luna y las estrellas, Y las nubes vuelvan tras la lluvia; El día cuando tiemblen los guardas de la casa Y los fuertes se encorven, Las que muelen estén ociosas porque son pocas, Y se nublen los que miran por las ventanas. Cuando además se cierren las puertas de la calle Por ser bajo el sonido del molino, Y se levante uno al canto del ave, Y todas las hijas del canto sean abatidas; Se temerá a la altura y a los terrores en el camino. Cuando florezca el almendro, se arrastre la langosta y la alcaparra pierda su efecto; Porque el hombre va a su morada eterna Mientras los del duelo andan por la calle. Acuérdate de El antes que se rompa el hilo de plata, Se quiebre el cuenco de oro, Se rompa el cántaro junto a la fuente, Y se haga pedazos la rueda junto al pozo; Entonces el polvo volverá a la tierra como lo que era, Y el espíritu volverá a Dios que lo dio. “Vanidad de vanidades,” dice el Predicador, “todo es vanidad.”

Este es un tema maravilloso, el cual procura mostrar en detalle lo que significa “la operación retorno”, o el camino de regreso al polvo de donde hemos sido tomados.

Regresar al polvo es una operación tan natural como lo fue también nuestro nacimiento, solo que cuando no aprendemos a madurar y a envejecer, nos hacemos difíciles y dramáticos. Tomemos entonces todas estas cosas con la debida calma, sacando de todo ello el mayor provecho posible. No debemos nunca olvidar nuestro origen, hemos de tener muy claro de donde fuimos tomados, el material utilizado para darnos la forma que hoy tenemos, la manera como fuimos formados, y por lo tanto, lo efímero de nuestra vida. Veamos este bello proceso, lo cual nos llevará, no solo a un bello aprendizaje, sino también a tomar las cosas con calma y naturalidad.

Génesis 2:7-8  Entonces el SEÑOR Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz el aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente. Y el SEÑOR Dios plantó un huerto hacia el oriente, en Edén, y puso allí al hombre que había formado.

Job 10:8-12  Tus manos me formaron y me hicieron, ¿Y me destruirás? Acuérdate ahora que me has modelado como a barro, ¿Y me harás volver al polvo? ¿No me derramaste como leche, Y como queso me cuajaste? ¿No me vestiste de piel y de carne, Y me entretejiste con huesos y tendones? Vida y misericordia me has concedido, Y Tu cuidado ha guardado mi espíritu.

Salmo 139:13-17  Porque Tú formaste mis entrañas; Me hiciste en el seno de mi madre. Te daré gracias, porque asombrosa ymaravillosamente he sido hecho; Maravillosas son Tus obras, Y mi alma lo sabe muy bien. No estaba oculto de Ti mi cuerpo, Cuando en secreto fui formado, Y entretejido en las profundidades de la tierra. Tus ojos vieron mi embrión, Y en Tu libro se escribieron todos Los días que me fueron dados, Cuando no existía ni uno solo de ellos. ¡Cuán preciosos también son para mí, oh Dios, Tus pensamientos! ¡Cuán inmensa es la suma de ellos!

Salmo 103:12-16  Como está de lejos el oriente del occidente, Así alejó de nosotros nuestras transgresiones. Como un padre se compadece de sus hijos, Así se compadece el SEÑOR de los que Le temen. Porque El sabe de qué estamos hechos, Se acuerda de que sólo somos polvo. El hombre, como la hierba son sus días; Como la flor del campo, así florece; Cuando el viento pasa sobre ella, deja de ser, Y su lugar ya no la reconoce.

Con toda la información suministrada en los pasajes bíblicos mencionados, queda absolutamente demostrado cuál es nuestro origen y de que estamos hechos. Pero no obstante, es bueno que la ciencia nos de su testimonio en cuanto estas maravillosas verdades. Si fuimos tomados del polvo, seguramente hay elementos en nuestro cuerpo que son comunes en el polvo de la tierra, lo cual nos da una mayor seguridad a la hora de examinar nuestros pasos que se encaminan “de regreso al polvo”.

El Cuerpo Humano

En proporción de masa las células del cuerpo humano consisten en un 65 al 90 % de agua (H2O), y una proporción muy importante está compuesto de moléculas orgánicas a base de carbono. Por lo tanto el oxígeno representa la mayor parte de la masa del cuerpo humano, seguido por el carbono. El 99 % de la masa del cuerpo humano está formada por seis elementos: oxígeno, carbono, hidrógeno, nitrógeno, calcio, y fósforo. El contenido de los elementos aluminio y silicio aunque muy abundantes sobre la Tierra es notoriamente bajo en el cuerpo humano.

El cuerpo humano se compone de cabeza, tronco y extremidades; los brazos son las extremidades superiores y las piernas las inferiores. El tronco se divide en tórax y abdomen, articulando a las extremidades superiores, inferiores y a la cabeza. Uno de los sistemas de clasificación del cuerpo humano, respecto a sus componentes constituyentes, es la establecida por Wang y col. en 1992:

El cuerpo humano tiene diferentes niveles jerarquizados. Así, está compuesto de aparatos; estos los integran sistemas, que a su vez están compuestos por órganos conformados por tejidos, que están formados por células compuestas por moléculas.

El cuerpo humano posee más de cincuenta billones de células. Estas se agrupan en tejidos, los cuales se organizan en órganos, y éstos en ocho aparatos o sistemas: locomotor (muscular y óseo), respiratorio, digestivo, excretor, circulatorio, endocrino, nervioso y reproductor.

Nivel atómico y molecular

Sus elementos constitutivos son el hidrógeno (H), oxígeno (O), carbono (C) y nitrógeno (N), presentándose otros muchos elementos en proporciones más bajas. Estos átomos se unen entre sí para formar moléculas, ya sean inorgánicas como el agua (el constituyente más abundante de nuestro organismo, 60 %) u orgánicas como los glúcidos, lípidos, proteínas, que convierten al ser humano en una extraordinaria máquina compleja, analizable desde cualquier nivel: bioquímico, citológico, histológico, anatómico…

(Wikipedia).

Elemento Proporción en masa (%)
Oxígeno 65
Carbono 18
Hidrógeno 10
Nitrógeno 3
Calcio 1,5
Fósforo 1,2
Potasio 0,2
Azufre 0,2
Cloro 0,2
Sodio 0,1
Magnesio 0,05
Hierro, Cobalto, Cobre, Zinc, Iodo menos de 0,05 cada uno
Selenio, Flúor menos de 0,01 cada uno

La información anterior nos da pruebas mas que suficientes para afirmar que somos hechos del polvo de la tierra, de ella dependemos absolutamente, y a ella vamos de regreso, nos guste o no la idea. El propósito con este tema, es mostrar con los mayores detalles posibles, que no es cuestión meramente religiosa o mística, es asunto de principios, razón por la que debemos estar siempre preparados, no importando incluso la edad o el estado de salud en que nos encontramos. Veremos entonces los principales factores que aceleran o minimizan la carrera hacia ese reencuentro con la tierra de donde fuimos tomados, dando origen a nuestra existencia y para un propósito específico en el programa de Dios. Seguiremos el derrotero trazado por el sabio Salomón en Eclesiastés capítulo 12. Veamos los pasos, uno a uno para tener mayor claridad.

1  –  ACORDARNOS DEL CREADOR

Esta es sin lugar a dudas, una muy sabia recomendación, la cual nos permite evaluar lo importante que es tener al Señor presente en nuestra vida, particularmente en ese tiempo de mayor vigor y entusiasmo. No siempre los estados de ánimo serán iguales a lo largo de nuestra existencia, pues vendrá el deterioro natural, pueden suceder accidentes, nos visitarán enfermedades, vendrán circunstancias adversas y miles de saetas ideológicas que perforarán nuestras buenas ideas y principios en cuanto a la ética y la mortalidad. Lo mejor entonces es poner buenas bases desde la edad juvenil, teniendo así la solidez necesaria para soportar con firmeza los diferentes embates de la vida.

2  –  OSCURIDAD DEL SOL

“Antes que se oscurezcan el sol y la luz, la luna y las estrellas, y vuelvan las nubes tras la lluvia”

¿Quiere decir acaso, que los astros que brillan en los cielos se van a apagar? No, quiere decir que su vista no será tan buena como cuando era joven. Y tendrá que recurrir a la ayuda de los lentes para leer. Y el tiempo pasa, y las malas experiencias se suceden una tras otra. Y dice aquí: “Y vuelvan las nubes tras la lluvia”. Una persona puede salir y divertirse mucho, pero después tiene que dedicar dos, o tres o cuatro días para descansar porque el cuerpo humano necesita un mayor tiempo de recuperación física.

3  –  TIEMBLAN LOS GUARDIAS 

“Cuando tiemblen los guardias de la casa y se encorven los hombres fuertes; cuando cesen de trabajar las que muelen, porque habrán disminuido, y se queden a oscuras las que miran por las ventanas”

Aquí tenemos una descripción del cuerpo, del cuerpo físico en la ancianidad. ¿Cuáles son, entonces, esos guardas de la casa? Creemos que se está refiriendo a las piernas. La persona mayor pierde firmeza y tiene tendencia a tambalearse.

Usted, habrá observado quizá, a alguna persona entrada en años, que tiene que ser ayudada a subir y bajar de un autobús o de un coche. Aunque sus amigos le digan que está disfrutando de una buena salud, siempre hay alguien que trata de ayudarle para realizar una de esas tareas. Porque la persona ya entrada en años no es tan ágil y rápida como era antes.

Las personas de esta edad, cuando comienzan a bajar escaleras, a veces gimen. Esto nos recuerda lo que escribió el apóstol Pablo en 2 Corintios 5:4, “Los que estamos en esta tienda de campaña gemimos con angustia”. (otra versión dice “suspirando y agobiados”.) Es que las piernas ya no les responden como antes. El tratar de subir y bajar escaleras comienza a ser una molestia y aparecen los dolores en las rodillas. Pronto se ve la necesidad de contar con la ayuda de un bastón.

¡Qué cuadro, pues, el que tenemos aquí ante nosotros! Y Salomón continuó describiendo un cuerpo en estado de decaimiento general. Después dijo: “y se encorven los hombres fuertes”. Aquí él se estaba refiriendo a los hombros, que ya no pueden permanecer erguidos como antes, en la época de la juventud y la madurez y comienzan a encorvarse, adoptando una postura que, en esas condiciones, resulta más cómoda para el cuerpo.

4  –  LOS PROBLEMAS DENTALES

Y luego continúa esta descripción con la frase: “cuando cesen de trabajar las que muelen, porque habrán disminuido”. Los que muelen son los dientes. Aquí se alude a la pérdida de los dientes y la persona pasa a depender más del dentista para prevenir o hacer frente al desgaste natural, para reponer las piezas dentales, colocarse puentes o dentaduras postizas.

5  –  LA PÉRDIDA DE LA VISTA

Y la descripción de este versículo se completa con la frase “y se queden oscuras las que miran por las ventanas”. Aquí se refiere a la pérdida progresiva de la vista. Así que estas ventanas del cuerpo comienzan a oscurecerse. Las cosas ya no se ven tan brillantes como se veían antes. “Cuando las puertas de afuera se cierren, y se vaya apagando el ruido del molino; cuando se escuche la voz del ave, pero las canciones dejen de oírse”

6  –  LA PÉRDIDA DEL OÍDO

La primera frase “cuando las puertas de afuera se cierren” es casi una descripción poética que se refiere a la pérdida del sentido del oído. “cuando se escuche la voz del ave”. A las personas jóvenes ni siquiera el despertador las despierta por la mañana. Tampoco les molesta el ruido que hacen los niños, y les agrada escuchar la música al máximo volumen. Sin embargo, a las personas mayores, cualquier pájaro cantando al amanecer las puede despertar.

No tenemos duda alguna en cuando a la veracidad de esta descripción, si bien es cierto, tiene un cierto tinte de tristeza y melancolía, también es verdad que nos ofrece un relato plenamente realista, lleno de conocimiento en cuanto a la descripción del deterioro del cuerpo humano. Esto no siempre se nos hará gracioso, pero esa es la gran verdad. El asunto es aprender a envejecer, a tomar las cosas con calma, pues si hemos hecho buen uso de nuestras fuerzas juveniles, entonces ahora no habrá ningún remordimiento, hemos hecho todo lo que estaba a nuestro alcance, buen comportamiento con nuestros padres, calidad de vida en el ámbito familiar, excelente servicio al Señor y su Iglesia.

Espere  la segunda parte de este tema tan realista, escrito por el pastor Gabriel Alvarez, justo unas semanas antes de enfermarse de gravedad, como si en su relación tan  cercana con Dios supiera que “pronto regresaría al polvo”.

 

 

 

Publicado en Ayuda espiritual, Deberes humanos, Educación Cristiana, reflexiones | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Ministerios Universales #2

El Plan De Dios

Por muchos años hemos pensado que las obras de Jesús eran hechas por un grupo limitado de hombres, a quienes llamamos ministros. Pensamos que todas las obras del ministerio debían hacerse a través de las manos de ellos.

Dones del Ministerio

Sin embargo, Jesús tenía un plan mejor. Cuando Él ascendió de regreso al cielo, Él dio apóstoles, profetas, evangelistas, Pastores y maestros a su cuerpo.

Cada ministerio debía tener la misma meta. Debían:

Preparar el pueblo de Dios para las obras del servicio

Edificar el cuerpo de Cristo

Traer el cuerpo a la unidad de la fe

Enseñar el conocimiento del Hijo de Dios

Llevar a los creyentes a la madurez

Llevar a la plenitud de Cristo

A fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida dela estatura de la plenitud de Cristo.

Funciones de cada creyente

Sus funciones no consistían en hacer todo el trabajo del ministerio ellos mismos, sino en preparar al pueblo de Dios para hacerlo. La Palabra de Dios también nos revela que cada creyente es un soldado en el ejército de Dios. Aquellos que son llamados por Dios a los cinco ministerios no son los soldados que están en la primera línea del frente de batalla para ganar el mundo con el evangelio de Jesucristo. Por el contrario, son como “sargentos instructores,” que deben entrenar a los creyentes para ser soldados poderosos en el ejército de Dios.

Al estudiar los ministerios del apóstol, profeta, evangelista, pastor y maestro, necesitamos poner a un lado nuestras ideas tradicionales de que ellos son quienes deben hacer la obra como “ministros de Dios.” Por el contrario, pongamos nuestra atención en el plan y el propósito de Dios para cada creyente.

Los creyentes que son enseñados por ministerios quíntuples llegarán a ser creyentes maduros. Se harán fuertes, firmes, operando en amor, sustentándose el uno al otro así como los ligamentos sustentan al cuerpo humano.

En este estudio pondremos nuestra atención en el ministerio decada uno de los cinco dones ministeriales y en el patrón de Diospara aquellos que funcionan en la iglesia local. Estos dones sonhombres y mujeres escogidos por Dios como Sus dones buenospara la iglesia.

No títulos sino funciones

Apóstol, profeta, evangelista, pastor y maestro no son títulos de rango o de posición en la iglesia. Por el contrario, son funciones. Cada función del ministerio tiene su propia parte de gran importancia para en la edificación del cuerpo de Cristo.

Designados por Dios

Los dones del ministerio son designados por Dios y no por la elección de los hombres. Muchas veces, cuando sabemos que el Espíritu de Dios está haciendo algo, tratamos de ayudarle. Esto está sucediendo hoy con hombres que van de lugar en lugar designando apóstoles sobre ciertas áreas geográficas. Dios designa a cada uno de los dones del ministerio. Los hombres, fluyendo en Su Espíritu, reconocen estos dones.

I Corintios 12:27-31

Vosotros,  pues,  sois el cuerpo de Cristo,  y miembros cada uno en particular.

Y a unos puso Dios en la iglesia,  primeramente apóstoles,  luego profetas,  lo tercero maestros,  luego los que hacen milagros,  después los que sanan,  los que ayudan,  los que administran,  los que tienen don de lenguas.

¿Son todos apóstoles?  ¿Son todos profetas?  ¿Todos maestros?  ¿Hacen todos milagros?

¿Tienen todos dones de sanidad?  ¿Hablantodos lenguas?  ¿Interpretan todos?

Procurad,  pues,  los dones mejores.  Más yo os muestro un camino aun más excelente.

Romanos 12:3-8

Digo,  pues,  por la gracia que me es dada,  a cada cual que está entre vosotros,  que no tenga más alto concepto de sí que el que debe tener,  sino que piense de sí con cordura,  conforme a la medida de fe que Dios repartió a cada uno.

Porque de la manera que en un cuerpo tenemos muchos miembros,  pero no todos los miembros tienen la misma función, así nosotros,  siendo muchos,  somos un cuerpo en Cristo,  y todos miembros los unos de los otros.

De manera que,  teniendo diferentes dones,  según la gracia que nos es dada,  si el de profecía,  úsese conforme a la medida de la fe; o si de servicio,  en servir;  o el que enseña,  en la enseñanza; el que exhorta,  en la exhortación;  el que reparte,  con liberalidad;  el que preside,  con solicitud;  el que hace misericordia,  con alegría.

Llamados para ser siervos

El llamado al ministerio es un llamado para ser un siervo delcuerpo de Cristo. Nunca debe ser considerado como un asunto de orgullo o posición, o de vanagloria. Como siempre, Jesús es nuestro ejemplo.

Juan 13:13-17

Vosotros me llamáis Maestro,  y Señor;  y decís bien,  porque lo soy.

Pues si yo,  el Señor y el Maestro,  he lavado vuestros pies,  vosotros también debéis lavaros los pies los unos a los otros.

Porque ejemplo os he dado,  para que como yo os he hecho,  vosotros también hagáis.

De cierto,  de cierto os digo:  El siervo no es mayor que su señor,  ni el enviado es mayor que el que le envió.

Si sabéis estas cosas,  bienaventurados seréis si las hiciereis.

El desarrollo completo de este maravilloso estudio se publicará próximamente en el libro  La Obra del Espíritu Santo. Escrito por el pastor Gabriel Alvarez.

Bendiciones. No olvide compartir con sus contactos este valioso material.

 

Publicado en Ayuda espiritual, Biblia, Educación Cristiana, evangelismo, Ministerios, Neumatología | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario